Se vende trofeo finisher. ¿Lo harías?


Pensad por un momento en vuestro más preciado trofeo finisher. Ese chaleco del Ultra Trail Mont Blanc que tantas horas por los Alpes os costó conseguir. O esa medalla de Transvulcania que os colgaron del cuello después de pasar calor y penalidades en La Palma. Incluso ese Buff del merchandising del Marathon des Sables que tenéis en un cajón como un tesoro que recuerda vuestra participación en las arenas del Sahara.

¿Qué valor tienen nuestros recuerdos de las pruebas en las que hemos participado? Sentimental, altísimo. Económico, bastante bajo... para los demás. Porque para nosotros probablemente será difícil de cuantificar. Entonces, ¿estaríamos dispuesto a venderlos? ¿Por cuánto? 


Con tan sólo 20 años Jared Hazen es uno de los ultrarunners norteamericanos con más proyección. Su 2015 fue realmente espectacular, casi abonado al tercer cajón del podio. Hizo tercero en Bandera 100k, Lake Sonoma 50 y, lo más importante, Western States 100 en su segunda participación. En la primera, en 2014, cerró en la posición 14. 

Probablemente, el 99% de los finishers de la WS100 guardan en un lugar preferente de casa la hebilla que acredita que llegaron a la meta de Auburn, pero no es el caso de Hazen. El, el mes pasado, subió a Ebay un anuncio en el que ponía en venta la suya. Medio en broma medio en serio, la puja llegó hasta los 520 dólares en que se vendió. El comprador permanece en el anonimato, quizás porque quiera presumir de algo que no ha conseguido.


Afortunadamente Jared hazen no arrastra problemas económicos y la venta de la hebilla fue más un experimento por ver si alguien era capaz de comprar algo que, realmente, no tiene más valor que el sentimental para cada uno. Una hebilla que, dice él mismo "estaba en el fondo de un cajón". Lo que es una incógnita es el motivo del comprador para hacerlo. Puede que sea un coleccionista, no está nada mal poseer el trofeo de todo un tercer clasificado en WS100... O puede que sea alguien que pretenda presumir de hacer terminado una prueba mítica sin haberlo hecho. Puede que nunca lo sepamos.

¿Cuánto dinero estaríamos dispuestos a aceptar por desprendernos de uno de estos recuerdos finishers? ¿Lo haríamos?

Fuentes:
Abel Recknold



1 comentario:

  1. Para presumir no será, porque decirle a un amigo que lo has conseguido en la WS100, si el amigo no sabe de qué se trata, se quedará igual, y si lo sabe, no se lo creerá.
    Lo más lógico es que sea un coleccionista.

    ResponderEliminar