La verdadera historia del italiano perdido en el Marathon des Sables


Más de treinta años dan para mucho. Si además se trata de la carrera de aventura por excelencia, el Marathon des Sables, la cantidad de historias que sus cientos de participantes se traen cada año de vuelta a casa es interminable. Unas verdaderas, otras adornadas por la épica y alguna otra que pasa a la categoría de leyenda.

Una de las más conocidas es la del italiano que se perdió durante una tormenta de arena y que, acuciado por la sed y delirando por la soledad y la desesperación, había fallecido tras cortarse las venas para beberse su propia sangre. Una historia que circula año tras año, especialmente entre aquellos que visitan el desierto por vez primera y que, evidentemente, transmite cualquier cosa menos tranquilidad.

Pues bien, ese italiano existe. Se llama Mauro Prosperi, afortunadamente ni se cortó las venas ni falleció en el desierto, pero sí se perdió durante una tormenta de arena y pasaron diez días hasta que fue salvado.

En 1994 el Marathon des Sables era la mayor aventura a la que alguien podía enfrentarse. La épica creada por Patrick Bauer había llegado a todos los rincones del mundo y viajar al desierto y llevar el cuerpo humano la límite era la última frontera. Mauro Prosperi fue uno de los corredores que se aventuraron en aquella edición.


No era un corredor cualquiera. Había sido olímpico y durante las primeras etapas rondaba siempre el TOP10. Hasta que el cuarto día, el de la etapa NON STOP, todo se complicó. Una tormenta de arena se le tragó literalmente. Estuvo bajo el polvo del desierto casi ocho horas, por lo que decidió pasar la noche vivaqueando y continuar al amanecer. Sin embargo, al despertar, tuvo conciencia de que estaba perdido en mitad de la nada.
Durante los días que vagó por el desierto tuvo que beber su propia orina y sangre de murciélago para sobrevivir, le venció la desesperación e intentó suicidarse, comió crudos lagartos y serpientes... durante nueve días hasta que dio con un grupo de pastores. Estaba casi 300 kilómetros lejos del trazado de la etapa NON STOP.

La historia de Mauro Prosperi forma parte de una serie que, bajo el título de "Perdedores", se puede ver en Netflix. "Perdido en desierto" es el título del capítulo y este el enlace: https://www.netflix.com/es/title/80198306



No hay comentarios:

Publicar un comentario